Santos Arriesgan Todo por Amor a Jesús, Dice El Papa